Tenía otro post preparado para hoy, pero anoche vi este gadget, o como queramos llamarlo, y no he podido contenerme. Tenía que escribir.

Normalmente hablo sobre cosas que me gustan o que me parecen útiles para las mamás. Pero este caso es diferente: me voy a posicionar en contra de este invento, por darle un nombre, conocido como swipe and feed.

Está claro que estamos enganchados a las nuevas tecnologías, que yo soy la primera que mientras mi hija se toma su bibe con leche y cereales, yo tengo en una mano la taza de café y en otra el móvil poniéndome al tanto de lo que está pasando en diferentes redes sociales. Sí, estamos en una época 2.0 y no lo niego. Pero eso lo hago ahora, ahora que mi hija tiene dos años y desayuna sola, ya no necesita mi ayuda. Después de meses de LME y de disfrutar mirando sus ojos, su boquita, sus pestañas, sus mofletes regordetes… sé que no cambiaría esos momentos tan especiales por nada. No solo hablo de las mamás que hemos dado pecho, también habló de las mamás que han dado biberón a sus hijos desde el nacimiento y también han disfrutado muchísimo ese momento de alimentar a su bebé.

Hay inventos que nos pueden ayudar, como por ejemplo el gadget que sirve para poder poner el paraguas en el carro y así poder andar sin mojarnos mientras paseamos con nuestros hijos. Pero este swipe and feed solo hace que interrumpir ese momento especial, el momento de alimentar a tu bebé y poder mirarle. ¡No, no me gusta! Cuando son bebés, y más los primeros meses de vida, siempre se aconseja mirarlos, conocerlos, abrazarlos, besarlos… No sé como hay gente dispuesta a comprar este aparato, que por cierto, barato no es, ya que cuesta alrededor de 25 euros. Y más indignante me parece leer el testimonio de su creador en su página web, orgulloso de su invento. Orgulloso, porque es un hombre.


Parece que es muy cómodo: en una mano coges al bebé y la otra la tienes libre para poder escribir, chatear o hacer lo que quieras mientras tu bebé se bebe el biberón. Pero os digo una cosa, el móvil lo tendrás siempre, las redes sociales no se irán. Los chats los podrás contestar más tarde y poco te perderás. Lo que sí perderás es ese momento, vuestro momento. El momento de coger a tu bebé, de mirarle, de alimentarle. De disfrutar de él, de cada momento, de cada segundo, porque los meses pasan volando y sin darte cuenta te has perdido la etapa de bebé de tu hijo, por culpa de estos inventos tan “guays”. Estos inventos que hacen de barrera entre tú y él, y que no aportan ningún beneficio práctico. Porque al fin y al cabo, y esto es lo peor, tampoco es un inventazo.

Así que con este pensamiento y mi indignación os dejo hoy. Os lo tenía que contar, tenía que desahogarme, y quién mejor que vosotros para esto.

Para mañana prometo un cuento muy chuli, ¿os apetece?

Un beso amores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s